Artículos

getsemani
Y toma consigo a Pedro, Jacobo y Juan.
Entonces se quedó perplejo
y comenzó a angustiarse.

(Marcos 14.33)

 

 

Perplejo. El verbo griego ekthambeîsthai expresa una intensa emoción, mezcla de asombro y horror. A pesar de que Jesús tenía un profundo conocimiento de su obra de redención, y muchas veces, con gran realismo, había expresado lo que le había de acontecer, no obstante, todo el horrendo significado de la muerte de cruz (→Is. 53.8: “Con violencia, mediante juicio, fue quitado…” Es decir, matado →Lc.23.18) terminó de revelarse en su alma en aquella hora, que produjo el asombro y la subsecuente angustia y tristeza (v.34) del Salvador.

Angustiarse. El verbo griego ademoneîn expresa un sentimiento de molestia extrema, como de encontrarse desvalido, extrañado del hogar paterno. La consideración de Is. 52.13-53.12 puede arrojar luz sobre los detalles de la muerte de Jesús. 

Boton WEB Apps

 

 

Boton BTX3